Domingo, 29 de enero de 2006
Mendelssohn-Bartholdy, Felix

Imagen




Nacido en Aleman?a en el seno de una distinguida familia de intelectuales, artistas y banqueros en Berl?n, F?lix creci? en un ambiente provilegiado (la familia se convirti? del juda?smo al cristianismo en 1816 agregando el apellido Bartholdy). Mendelssohn estudi? piano con Ludwig Berger, as? como teor?a y composici?n con Zelter, produciendo su primera obra en 1820.

Desde entonces aparece una numerosa cantidad de sonatas, conciertos, sinfon?as para cuerdas, cuartetos con piano y singspiels que revel? su creciente maestr?a en el contrapunto y la forma. Junto con los viajes familiares o las eminentes visitas que reciben sus padres (Humboldt, Hegel, Klingemann, A.B.Mars, Devrient), el joven fue influido por la poes?a de Goethe (a quien conoci? personalmente en 1821) y las traducciones de Shakespeare realizadas por Schlegel.

Todo esto se aprecia en creaciones del periodo como el Octeto Op.20 o la obertura Sue?o de una Noche de Verano Op.21. Su talento como director tambi?n se revel? a temprana edad y a los veinte a?os dirigi? una precursora interpretaci?n de la Pasi?n seg?n San Mateo de Bach en la Singakademie de Berl?n, iniciando con ello el inter?s moderno por la m?sica de Bach.

Un periodo de viajes y giras de concierto llev? a Mendelssohn a Inglaterra, Escocia, Italia y Francia entre 1829 y 1833. Luego ejerci? el cargo de director en Dusseldorf (1833-35), se concentr? en los oratorios de Haendel y compuso Las H?bridas (estrenada en Londres en 1832), el Concierto para piano en sol menor, La Noche de Walpurgis, la Sinfon?a Italiana (1833) y el oratorio St.Paul (1836 en D?sseldorf).

Desde 1835 a 1847 fue director y organizador musical en Leipzig, donde obtuvo ?xito dirigiendo a la Orquesta de la Gewandhaus en obras hist?ricas y contempor?neas de Bach, Beethoven, Weber. Schumann y Berlioz, as? como fundando y dirigiendo el Conservatorio de Leipzig desde 1843. Mendelssohn encontr? tiempo para componer en sus vacaciones y produjo la obertura Ruy Blas, una versi?n revisada del Himno de Alabanza, la Sinfon?a Escocesa, el Concierto para viol?n Op.64 y el Tr?o con piano en do menor (1845).

Entretanto era empleado de manera intermitente por el rey como compositor y maestro de coro en Berl?n, donde escribi? notables y exitosas partituras incidentales para Sue?o de una Noche de Verano (1843) y obras cl?sicas griegas. Adem?s estuvo involucrado en la organizaci?n de festivales y realiz? las ?ltimas dos de sus diez visitas a Inglaterra entre 1840 y 1847, donde dirigi? El?as en Birmingham y en Londres.

Mendelssohn fue siempre un amigo acogedor, un valioso colega y un hombre dedicado a su familia, por lo que no s?lo fue recordado por su m?sica cuando falleci? a los 38 a?os de edad y se le honr? internacionalmente.

Con su ?nfasis en la claridad y la adherencia a ideales cl?sicos, la m?sica de Mendelssohn muestra influencias equivalentes de Bach (t?cnica fugal), Haendel (r?tmica y progresiones arm?nicas), Mozart (caracterizaci?n dram?tica, formas y texturas) y Beethoven (t?cnica instrumental).

Sin embargo, desde 1825 desarroll? un estilo caracter?stico propio, a menudo enlazado a elementos literarios, art?sticos hist?ricos, geogr?ficos o emocionales. De hecho, es sobretodo debido a este talentoso empleo de est?mulos extramusicales que se le considera un compositor rom?ntico.

Sus tempranas y prodigiosas dotes oper?sticas, claramente relacionadas a Mozart, no se desarrollaron a pesar de una larga b?squeda de contenidos adecuados. Tal inter?s dram?tico qued? finalmente plasmado en los oratorios as? como en la obertura Ruy Blas, la m?sica incidental para Ant?gona y sobretodo en la m?sica para Sue?o de una Noche de Verano, en la que temas derivados de la obertura fueron adaptados a la partitura incidental.

Los oratorios, entre los m?s populares de su tipo, se inspiran en Bach y Haendel pero contienen la experiencia personal del compositor, siendo St.Paul una alegor?a de la historia de la familia de Mendelssohn y, El?as, de sus a?os de discordias en Berl?n. Entre sus otras obras vocales, La Noche de Walpurgis Op.60 (sobre el poema de Goethe) y los salmos musicalizados en Leipzig merecen especial atenci?n. Las canciones corales y los lieder son desiguales reflejando su amplia variedad de funciones sociales.

Despu?s de un aprendizaje a trav?s de la escritura de sinfon?as para cuerdas siguiendo moldes cl?sicos, Mendelssohn encontr? inspiraci?n en el arte, la naturaleza y la historia para su m?sica orquestal. La energ?a y la claridad de lo italiano se plasm? en su m?s famosa sinfon?a, aunque lo eleg?aco del escoc?s se tradujo en un logro m?s novedoso.

En sus mejores oberturas, esencialmente poemas sinf?nicos en un movimiento, el mar aparece como una imagen recurrente, desde Mar Calmo y Viaje Feliz, o Las H?bridas, hasta La Bella Melusina. Menos dependientes de los elementos program?ticos y, al mismo tiempo, formalmente innovadores, los conciertos, sobretodo aquel para viol?n, y la m?sica de c?mara, especialmente algunos cuartetos de cuerda, el octeto y los dos tard?os tr?os con piano, reconciliaron los principios cl?sicos con el sentimiento personal dando como resultado algunas de sus m?s sorprendentes creaciones.

De las obras para instrumentos solistas, las Canciones sin Palabras para piano combinan lirismo y virtuosidad de manera elegante y, por lo general, conmovedora.

Fecha de Nacimiento: 1809-2-3 en Hamburgo
Fecha de Muerte: 1847-11-4 en Leipzig
Publicado por bach24111 @ 21:14  | Autores cl?sicos
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios